Balance 2012

Es inevitable, al menos para mí, hacer un balance cada vez que llego a fin de año. Este 2012 fue bastante bipolar para mi, emocionalmente hablando. Por un lado, pasé un embarazo hermoso esperando a mi Valentino, y su llegada iluminó mi alma y mi corazón. Sin embargo, perdí amigos, fui juzgada, criticada, me aislé para proteger mi bebé mientras se gestaba, tuve muchos problemas con el papá de mi hijo,  tuve un zumbido terrible que no me permitía escuchar una mierda, y recién hace una semana que se está yendo. Dejé la terapia, porque no quería que la medicación afectara el desarrollo de mi bebé, y lo tuve con mucha culpa, con mucho miedo, pero así y todo me lo había propuesto y no iba a permitir que nada ni nadie se interpusiera en ese sueño, quizás egoísta, pero sin ninguna intención de lastimar a nadie, aunque fuera inevitable.

Vivo aterrada, constantemente, sin embargo, sigo adelante, no sé cómo, pero sigo parada, en algún modo.

Yo solía ser una persona que estaba siempre pendiente de la gente, de ayudarlos, apoyarlos, contenerlos, y este año no pude hacerlo porque… ni siquiera podía conmigo!! Supongo que muchas de las personas que se alejaron lo hicieron porque ya no podían contar conmigo como antes. Y estaban en su derecho, claro.

En fin, me sentí y me siento muy sola a veces, pero es mi propia tumba, porque yo misma alejé a quienes más amaba, y me inflé con angustias innecesarias, pero que no supe manejar, aún estoy aprendiendo.

Espero, poder superar esta situación, y este sentimiento, primero por mi hijo, que merece lo mejor de lo mejor que tenga para darle, y segundo por mí, porque si no estoy bien nada a mi alrededor lo estará. Sé que soy buena haciendo chistes y fingiendo que nada me importa, que todo está bien, sé cagarme de risa, incluso burlarme de mí misma, pero es hora de que enfrente mis demonios, y me haga cargo de mi vida y de lo que quiero de ella.

Así que quiero proponerme mejorar lo que falla, renovar mi espíritu que era tan puro, alegre y amoroso, ordenar esos capítulos que están desarmónicos, pero sobre todo, perdonarme por mis errores, aceptar en qué falle, y no volver a caer en lo mismo, las mismas acciones conducen a idénticos resultados, así que si quiero transformar el camino, debo empezar por mí.

Pido disculpas a todos aquellos que sientan que les falle, o que estuve ausente, o que simplemente, no estaban de acuerdo con cómo manejaba mis obstáculos, pero hice lo mejor que pude con las herramientas que tuve en esos momentos, y como dije anteriormente, jamás tuve ni tengo intención de herir a nadie, no soy ese tipo de persona, si me conocen lo saben.

Espero que todos ustedes, quienes quieran que sean, encuentren paz y prosperidad en todos los aspectos, que el amor los ilumine y que puedan mejorar sus vidas, tal como lo estoy intentando yo.

Un beso grande a todos y muy feliz 2013.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s